¿Tu bebé ya está en la edad de gatear? Entonces estoy segura que te gustará leer el siguiente artículo. Si es así seguramente ya no está tan tranquilo y ya empieza a moverse queriendo explorarlo todo.

Esta nueva movilidad le hace sentirse algo más independiente y seguramente te costará cambiarle el pañal e incluso vestirlo cada día. ¡Es algo totalmente normal! Ahora su afán por descubrir nuevas cosas no tiene fin y es en esta etapa de gateo tan bonita, que las risas y la diversión familiar están asegurados.

Mi bebé gatea diferente:

No te preocupes porque no todos los bebés gatean de la misma manera. Incluso hay bebés que la etapa del gateo se la saltan y van directamente a ponerse de pie.

Si tu bebé gatea diferente a otros bebés que conoces no te preocupes aunque tengan los mismos meses. Debes respetar la evolución de tu hijo y disfrutar de cada día con él. Jamás le compares con otros bebés.

¿Cuáles son las diferentes maneras de gatear?

Estoy segura que estarás impaciente por saber cuáles son los tipos de gateo del bebé para poder diferenciar cuál es el estilo de tu bebé. Veamos:

– Gateo típico. Es cuando tu bebé pone las manos y las rodillas en el suelo y se van cruzando en la marcha, cuando avanza la mano izquierda, avanza la pierna derecha y al contrario. Se empieza a formar poco a poco la curvatura de las lumbares.

– Gateo atípico o de oso. Aparece entre las 48 semanas y el año de edad. Tu bebé se apoyaría con las manos y los pies, flexionando los muslos. Se forma la curvatura lumbar y da estabilidad al bebé para la bipedestación.

– Gateo sentado. Esta forma gateo sentado se da cuando tu bebé se va arrastrando, flexionando y estirando las piernas mientras apoya las manos para impulsarse hacia adelante.

– Gateo en peonza. Esta forma de gateo en peonza, tu bebé haría palanca con su barriga y se balancearía con la parte superior del cuerpo o las piernas, incluso puede intentar moverse a modo de peonza, haciendo una trayectoria circular.

– Gateo en crawl. Tu bebé empezaría a desplazarse arrastrándose sobre su barriga llevando hacia delante los brazos primero y después las piernas. Después de esta fase levantará la barriga y se desplazará a gatas.

– Gateo en serpiente. Este estilo de gateo en serpiente se llama así porque tu bebé se desplazaría como si fuese una serpiente pero con la barriga hacia arriba. Es muy poco común.

– Gateo en croqueta. En este estilo de gateo el bebé empieza a girar sobre sí mismo, como una croqueta, ayudándose con las piernas y con los brazos. Pero luego descubrirá que es más cómodo gatear de forma típica.

Libertad en tu bebé para gatear:

Deja a tu bebé que gatee y no te preocupes si se ensucia o no. Déjale gatear a su antojo siempre bajo tu vigilancia sin que corra peligro.

De este modo podrá investigar, recuerda que es su modo de aprendizaje en esta etapa y no debes anularlo por temores que se pueden controlar.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X