Hoy quería hablaros de la duda que se nos plantea a los nuevos papás acerca de que comprar para la llegada de nuestro futuro bebé, por ejemplo con los carritos, y creo que la decisión de comprar carrito de bebe de segunda mano para nuestro bebé es realmente importante, ya que es un artículo donde va a pasar un largo tiempo hasta que nuestro bebé se valga por si sólo y ya no lo utilice.

Sabemos que en el mercado hay numerosas marcas, numerosos modelos, si comprarlo nuevo o de segunda mano etc, lo que nos hace dudar de cuál será el que mejor se adapte a nuestro bebé y forma de vida.

Yo os voy hablar de mi experiencia ya que creo que los carritos de bebé son artículos que muchas veces nuestro bebé lo deja casi nuevo.

En mi caso yo a la hora de comprar, me decidí por comprar un trío (Capazo, silla de paseo y huevo también llamado maxi-cosi para el coche) y lo compré de segunda mano,

ya que en el mercado puedes encontrar todos los modelos que busques prácticamente nuevos y a precios realmente inmejorables.

La decisión de la compra

¡Cada día estoy más convencida de que hice una gran compra! El cochecito que compré estaba usado por otro bebé pero lo había usado apenas un año,

ya que muchos papás a esa edad pasan a sus bebés a las sillas de paseo o incluso ya no quieren ni silla ya que empiezan a andar.

Antes de decidir cuál comprar miré muchos marcas, modelos, si comprar sólo dos piezas (que son aquellos que el capazo también es “huevo” o llamado maxi-cosi),

o el tres piezas; que cómo ya os he comentado anteriormente fue por el que me decidí.

A mi personalmente los capazos que también sirven para el coche nunca me han terminado de gustar.

Para el coche es mucho más seguro el “huevo”, más conocido como maxi-cosi, aunque esto es la marca y no el nombre real del elemento en cuestión.

Con él, el bebé va en contra de la marcha y va más fijo al asiento que con el capazo, que va tumbado, de lado, a veces mal sujeto y que, como digo,

es un engorro por su tamaño y poca manejabilidad. Ahora bien, el “huevo” no se recomienda para un uso frecuente (se dice que como mucho estén 90-120 minutos),

porque acaban quedando demasiado encogidos y les puede costar un poco respirar normalmente.

Cuando el bebé ya tiene unos cuatro a seis meses, que ya puede ir más sentadito, se puede empezar a utilizar la silla.

Si hemos comprado el accesorio que convierte el cochecito en silla, dejamos el “huevo” ya sólo para el coche y la silla para el resto del día.

Si no lo habéis comprado, es buen momento para haceros con una silla de paseo.

Algunos Consejos a la hora de comprar el carrito que mejor se adapte a vuestra vida.

  • Fíjate en los manillares de los carros que se puedan regular ya que no todos somos igual de altos.
  • El capazo, que se amplio para que tú bebé vaya lo más cómodo posible.
  • La silla es lo que más tiempo usarás. Fíjate en la reclinación, en que dirección se puede poner, en la capota y la cantidad de sol que tapa, si el reposa pies es reclinable, como se lava…
  • La cesta, también es importante ya que ahí podrás llevar múltiples cosas que necesitará tú bebé.
  • El grupo 0, “huevo” o “maxi-cosi” es cuestión de que valores los viajes que harás en coche, el tiempo que lo usarás en el carrito (Ya sabes que el “huevo” no está recomendado más 90-120 minutos), al no ser una posición adecuada para un recién nacido.

Piensa en lo que haces o harás  a diario con tu bebé, si cojeras mucho el coche, o por el contrario iras más en autobús. Si pasearás más por la ciudad o por el contrario pasearás más por el campo.

Esto es esencial para saber que tipo de chasis quieres para tu carrito. Si eres de ciudad, un chasis sencillo te servirá, incluso puedes elegir un carrito clásico de esos de ruedas grandes, por el contrario, si en tu ciudad subes y bajas mucho de transporte público, fíjate que tipo de accesos hay para carritos, si te obligan a plegarlo, si puedes subir con el carro entero, etc…

Si vives en el campo y sueles pasear por caminos, busca un carro que tenga buen chasis, unas buenas ruedas que aguanten bien el trote y una buena amortiguación.

Segunda mano, ¿y por qué no?

Plantéate la opción de la compra de segunda mano como hice yo, encontrarás todas las marcas en muy buen estado y a precios increíbles ya que te puedes ahorrar hasta un 60% del precio original, yo me decidí por la tienda de segunda mano de bebes El Espacio Del Bebé.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X