Es cierto que aún son muy pequeños, pero por la seguridad de los peques es bueno que entiendan que hay cosas que no deben hacer, cómo decir “NO” a nuestro bebé.

Al cabo de unos meses el bebé ya se mueve mucho más y busca interactuar con el mundo de a su alrededor… Esto es una alegría para los padres, pero al mismo tiempo una pequeña fuente de problemas ya que hay más oportunidades de que se haga daño o haga algo que no debe.

Por supuesto, el bebé no se pone en riesgo deliberadamente, simplemente está buscando nuevas maneras de explorar su entorno, lo que es un claro síntoma de inteligencia y seguridad en sí mismo. Cada vez será más común que salga de la mantita en la que juega con sus cosas y se adentre en un entorno más peligroso.

No hay problema: simplemente hay que mejorar la seguridad para el bebé y comenzar con las primeras enseñanzas de cómo comportarse y empezar a decirle “NO”.

por qué decir “NO” a un bebé

Sobre los 10 meses, la memoria del bebé mejora mucho y se hace más receptivo a nuevos aprendizajes. De modo que cuando se le dice “NO” varias veces, lo recuerda de una vez para otra junto con el tono de voz que se usa y las acciones (como llevarle con cuidado a otra parte).

Introducir una pequeña dosis de educación y decirle no al bebé a una edad tan temprana ayudará más adelante a enseñarle lecciones sobre autocontrol, seguridad, sobre lo que está bien y lo que está mal y sobre cuidar y respetar a los demás. Es verdad, estos conceptos son muy amplios y que el peque los comprenda llevará años, pero este es el primer pasito en esa dirección.

Algunos consejos

-Dile a tu bebé cuánto le quieres: recuerda que lo que estás corrigiendo es su comportamiento, no a él… Su mamá y su papá deben ser siempre, y no sólo con él, un ejemplo de educación, amabilidad y respeto.

– No hay que ser muy estricto: si los estándares de comportamiento que se le imponen al peque son demasiado rígidos, será difícil para él poder cumplirlos y desarrollar así el autocontrol que necesitará para comportarse cuando no haya nadie mirándolo.

– Debe haber límites: estos tienen que ser accesibles para el bebé, pero si son justos lo ayudarán a sentirse querido y protegido. Si unos padres son demasiado permisivos, el peque puede pensar que no les importa lo que él haga.

– No bajes la guardia sobre su seguridad: por mucho que se repita al bebé que el horno quema o que las escaleras no debe bajarlas solo, el peque puede rendirse a la tentación.

– No siempre hay que decir que no: ¡hay más maneras de educar! Un coro constante de “NO,NO,NO” hará que la palabra pierda su poder… Hay que escoger bien las batallas: la seguridad es lo más importante, y se pueden usar alternativas, como “Este cuchillo está muy afilado y es peligroso, pero puedes jugar con esta cuchara”. También se puede corregir el comportamiento: en lugar de gritar “¡No le tires al perrito de la cola!” se puede indicar al bebé cómo acariciar suavemente a un animal.

– No avergüences al bebé o lo critiques: el peque no busca ser cruel si, por ejemplo, le tira al gato de la cola, simplemente siente curiosidad por ver lo que pasa. Decirle que es “malo” no le ayuda a ser más amable con las mascotas, si seguimos el ejemplo, y puede minar el desarrollo de su autoestima.

– Sé consistente: si algo está prohibido, está prohibido: por ejemplo, no se puede decir a un niño que no puede subirse a una silla un día y dejarle hacerlo al día siguiente… Del mismo modo, si se prohíbe tocar algo hay que decir el qué o cuándo para que el peque haga más caso.

-Ten en cuenta su personalidad: mientras que algunos bebés requieren un tono de voz firme para hacer caso, otros sólo estarán receptivos ante un tono de voz más suave. Además, el cambio de circunstancias (un dientecito que sale, una nueva persona que le cuide…) son también importantes.

– Refuerza el buen comportamiento: si le ves hacienda algo bueno, indícale que estás satisfecha con él. ¡Seguro que lo agradecerá y se esforzará más!

¿Vosotros cómo le decís que “NO” al bebé?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X